martes, enero 29, 2008

Mis Siete Maravillas.

¿Recuerdan que hace poco se llevó a cabo un concurso para escoger las nuevas siete maravillas del mundo? Hicimos un comentario al respecto aquí, en "Ladrillazos". Con el pasar del tiempo,  se ha incrementado mi inconformidad con aquel concurso;  sobretodo con que el Coliseo Romano sea considerado una "maravilla".  ¡Un lugar diseñado para matar personas NO PUEDE TENER NADA DE MARAVILLOSO!  ¡por mucha belleza y majestuosidad que tenga!

Entonces,  si los Nazis hubieran puesto un poco más de cuidado en la construcción de Auschwitz, ¿podrían haber sido nombrados también como los creadores de una Maravilla de la Humanidad? O quizás haya alguien en el planeta que,  al notar la eficiencia con la que se aniquilaban personas en ese sitio, considere la posibilidad de certificarlos con alguna norma ISO. Si existe ese alguien,  ojalá que sea dentro de un manicomnio.

 

Otra "maravilla" que no me satisface es el Cristo de Corcovado.  No se ofendan mis queridos amigos brasileños, pero los espectacular de su "maravilla" es el sitio,  no la estatua.

Por ello, he decidido nombrar -de manera autoritaria- a las obras que en mi opinión sí se merecen el título de "maravilla".

 

1.- La Muralla China

muralla china desde espacio

Coincido en darle el primer lugar.  Una obra tan larga como impresionante. Su construcción fue tan dramática como tortuosa. Sirvió no sólo para defender un reino, sino también para unificar una nación. Y con la foto que les presento,  creo que queda respondida la pregunta sobre si la famosa muralla es visible desde el espacio.

2.- Hagia Sophia.

Hagia_Sofia

Definitvamente,  mi espacio favorito de toda la Historia de la Humanidad.  Se trata de uno de los pocos lugares donde se han fusionado  las culturas más importantes de Oriente y Occidente. Sus muros has sido como un cuaderno sobre el cual se han escrito páginas de historia.  Además, su imponente presencia;  tanto interior como exterior,  son algo que no dejará de sorprenderme nunca.

Definitivamente,  debo visitar Hagia Sophia,  antes de morir.

 

3.- El Panteón.

panteon

En lugar del Coliseo Romano,  ¿por qué no plantear una obra tan prefecta y precisa, como el Panteón?  A diferencia del Coliseo,  el Panteón fue hecho con intenciones conciliadoras. Es un espacio dedicado a todos los Dioses, a los conocidos y a los desconocidos.  El Emperador Adriano logró plasmar en él la mejor tecnología constructiva de la Roma Imperial.

Su óculo resalta su arquitectura, al bañar su interior con una luz cambiante constantemente.

Un lugar para peregrinar, incluso antes que al Vaticano.

 

4.- Angkor Wat

Angkor Wat

En medio de la selva de Camboya,  se encuentra una de las ciudades más impresionantes que el ser humano ha construido.  Europa estaba salía de su peor decadencia oscurantista cuando Angkor Wat era un punto de referencia en la civilización oriental.  Como en muchas de las ciudades antiguas,  la  opulencia y la prosperidad fueron seguidas por la incapacidad de mantener tanta gente reunida. Desde entonces, la selva ha tratado de reconquistar a Angkor Wat,  y aún no lo ha logrado.

 

5.- La Pirámide del Sol en Teotihuacán.

teotihuacan

Otra maravilla monumental.  A diferencia de la pirámide de Chichen Itza,  la Pirámide del Sol de Teotihuacán no ha sido reconstruída para fomentar el turismo en Cancún. La pirámide que ven es la misma que vieron sus creadores.

Es la pirámide más grande del continente americano. Curiosamente, su base es de las mismas dimensiones que la pirámide de Keops (275m x 275m). Su altura, sin embargo es mucho menor;  casi la mitad.

aún así,  no deja de ser uno de los lugares más imponentes del continente.

6.-Machu Pichu

 Machu_Pichu

Acertada decisión de poner a la misteriosa ciudad.  La precisión del sitio, de sus piedras y de su relación con el entorno,  merecen ser reconocidas.

 

7.- Petra

petra

Las ruinas de un templo tallado en piedra. Es también fue una sorpresiva decisión del concurso anterior. Muchos la habríamos pasado por alto,  pero sí se merece su reconocimiento.

domingo, enero 27, 2008

2046: Viajando en el Vagón del Tren de las Memorias y el Tiempo (*)

 

2046-leung

“En la antigüedad, cuando alguien tenía un secreto que no podía compartir con nadie, subía a una montaña y buscaba un árbol. Cuando lo encontraba, tallaba un hueco en el tronco del árbol y vertía su secreto dentro del hueco. Luego tapaba el hueco con barro y se iba. Así, su secreto estaría escondido para siempre”. Esas son las palabras dadas por un personaje de la película “2046”, cada vez que alguien le pregunta algo que no desea revelar; y quizás ésta sea la frase que más nos revele algo sobre la naturaleza de este enigmático filme. A diferencia de lo que se pueda creer, en esta obra del director oriental Wong Kar-wai no nos está contando una historia; más bien está guardando para sí un secreto, el cual nos es revelado de manera involuntaria, a través de montones de narraciones intensas, que evaden sin esconder del todo una verdad dolorosa y triste.

“2046” cuenta una historia de manera magistral y laboriosa. Nos embebe dentro del oscuro mundo de su personaje principal, un periodista vividor, interpretado por el actor Tony Leung. El suyo es un mundo oscuro, ambiguo. Sus días transcurren en ambientes cerrados y oscuros, donde la interacción con el exterior es mínima. Esa estrechez de espacio hace que Chow, el personaje encarnado por Leung, transcurra su historia entre habitaciones de hotel y vagones de un tren imaginario, y a la vez tan real. Así mismo, Chow salta con facilidad entre lo real y la ficción, llegando a veces a perder o a camuflar las fronteras existentes entre ambas. Lo mismo ocurre con los límites del presente y los recuerdos de lo vivido.

La película intercala las vivencias de Chow en el conflictivo Hong Kong de los sesentas con el agónico viaje realizado por el personaje ficticio que él creara para desahogar sus frustraciones. Chow desarrolla con su pluma una historia futurista, en un mundo saturado de rascacielos y trenes, un mundo casi tan estrecho como los cuartos de hotel y los bares donde él desarrolla su rutina diaria. En ese frio entorno, el personaje creado por Chow pasa sus días dentro de un misterioso tren que lo llevará a 2046, un misterioso lugar del que sólo él ha podido salir y al que acuden aquellas personas que desean recuperar sus recuerdos perdidos. Según se dice a modo de leyenda, en 2046 es fácil recordar lo olvidado, pues ahí nunca cambia nada. Mientras el personaje inventado por Chow realiza aquel viaje, el verdadero Chow busca también recuperar sus recuerdos perdidos. Regresa a Hong Kong, dejando atrás una mala racha vivida en Singapur, y se instala en un hotel. Curiosamente, Chow desea hospedarse en la habitación que anteriormente ocupara una amiga suya –la 2046- pero no lo logra. Se conforma con la habitación contigua. Con esa decisión, Chow delata –quizás sin estar consciente de ello- su incapacidad de alcanzar lo anhelado, y se conforma con espiar, de vez en cuando, a las mujeres que suelen ocupar la 2046. Cada una de estas mujeres despertará una emoción diferente en él, y provocará un personaje nuevo dentro de su historia futurista. Este flujo de influencias entre la realidad de Chow y sus consecuencias en la novela que él escribe son las causantes que el espectador se quede con la delicada y deliciosa incertidumbre de saber quién creó a quién. Se llega a un punto de duda, en la que no se descarta que realmente Chow sea un producto de la imaginación del pasajero, y no lo contrario; pues en cierta forma, la vida de Chow es también el anhelo del pasajero: un estado donde no cambia nada.

2046

La historia de Chow transcurre sobre la pantalla, de manera agitada y bohemia. Sin embargo, este personaje parece no verse alterado por lo que le toca vivir. Trabajos, mujeres, parrandas; nada de ello parece alterarlo. El se las arregla para atravesar aquellos ríos sin mojarse. Sin embargo, por dentro, detrás de ese imperturbable rostro, Chow se muere de sed.

Y es que en verdad, la resignación de este personaje resulta tan sabia como frustrante. “El amor es una cuestión de circunstancia en el tiempo”, dirá la voz en off de la conciencia de Chow, en algún momento de la película; reconociendo que amor no es sólo cuestión de encontrar esa “alguien”, sino además que hay que encontrarla en el momento adecuado.

2046_karte 1

Es interesante el manejo que el director hace de los personajes femeninos. Todas ellas tienen un valor agregado muy bien realizado, matizado con algo de misterio. La suerte, las oportunidades perdidas, las oportunidades rechazadas; todas ellas recorren la pantalla de esta película, vistiendo y desvistiendo ropa femenina. Chow delata su incapacidad de comprender a las mujeres cuando desarrolla las mujeres ficticias que aparecen en su novela. Chow de a las mujeres como androides cuando éstas no reaccionan a sus anhelos. Paradójicamente, es Chow quien se comporta de manera robótica, cuando se trata de evadir el compromiso sentimental, el que va más allá de las sábanas compartidas.

Debe resaltarse el trabajo de Won Kar-wai en este filme. No por nada fue galardonada en el festival de Cannes. La parte visual de la película es su mayor atractivo, lo que te mantiene atado al filme. La selección de planos, la relación de las tomas con la música, los intensos rojos de la fotografía; todo ello forma parte de un trabajo delicado y artesanal, dispuesto de manera precisa y oportuna… como si de un antiguo bordado chino se tratara.

Al final de la película, uno comprende que no le han querido contar una historia. Tampoco le han querido contar un secreto. Simplemente somos el árbol donde el secreto de alguien más ha sido guardado, tal como quisiera ser la androide del 2046, la que expresaba sus emociones con retraso, ésa era el más humano de sus rasgos. Es así como participamos del reencuentro de Chow y sus memorias extraviadas.

(*) Escrito para la revista del MAAC Cine.

La Paz de Rafael Moneo, Reflejada en la Ansiedad de Otros.

theorical anxiety

Les presento a la nueva joya de mi biblioteca:  "Theorical Anxiety and Design Strategies",  escrita por el arquitecto español Rafael Moneo, ganador del Premio Prizker de 1996. En este libro,  Moneo analiza -con la calma que lo caracteriza- la obras de aquellos arquitectos que han sobresalido en los últimos 20 años.  Si bien no es un libro que pretenda hacernos cambiar de opinión sobre estos polémicos persosnajes y sus obras (y no tiene por qué pretenderlo) logra explicar muy bien la razón y la circunstancia que motivó la transformación de personas como Robert Venturi, Frank Ghery o Rem Koolhaas en vacas sagradas de la arquitectura actual.

 

Libro recomendado. No sé si exista ya una edición en español.

Construir

construir

Muchas veces se ha escrito sobre la construcción en tiempos de crisis; sobre sus balsámicos beneficios en la economía local. Estoy consciente que no soy ni el primero ni el último en abordar el tema. En todo caso, espero que este escrito sea más pragmático y menos épico que el discurso común que suele publicarse de vez en cuando en los panfletos de los constructores.

Los beneficios que trae la construcción a una economía estancada son tan impresionantes como evidentes. La actividad constructora es una buena inyectora de capital a los diferentes estratos de la sociedad. Uno de los primeros síntomas que presenta una economía en auge es el surgimiento no programado de construcciones. Eso se da en cualquier país, en cualquier ciudad; sin importar su nivel de desarrollo. Puede que a ello se deba que la construcción juega un papel muy semejante al del sector industrial. Las economías donde la industrialización fue muy leve, tienden siempre a suplir su ausencia a través de un sector constructivo fuerte y dinámico; el cual llega a desarrollar con el tiempo –y de manera paradójica- al sector industrial al que anteriormente sustituía. Podríamos hasta decir que la construcción juega un papel “proto-industrial” en los países en vías de desarrollo. Pero, ¿serán sólo los países del tercer mundo los que dependen de la construcción para ayudar a prender sus economías? Veamos algunos ejemplos.

La actual crisis hipotecaria estadounidense es en verdad el cierre lamentable de una excelente estrategia para dinamizar su estancada economía interna. A comienzos de la administración Bush, los reguladores de la economía vieron en el sector de la construcción al único grupo económico fuerte, capaz de mantener sus capitales, sin que éstos fugaran de la nación. La industria automotriz y sus semejantes estaban ya en manos japonesas y europeas. China se transformó en un “tenedor” de la deuda americana. La construcción era el único gremio que permanecía en manos predominantemente americanas, y que garantizaba que ese dinero se mantendría dentro del país. Por ello, resultaba conveniente incentivar la construcción con créditos bajos e hipotecas con largos plazos y bajas tasas de interés.

La debacle vino por el lado financiero, cuando el resultado de tanta construcción se convirtió en un manejo especulativo de los bienes raíces. Las personas compraban más de una casa, con la expectativa de vender los bienes excedentes en un precio mucho mayor a su costo original, principalmente, por agregarse exageradas plusvalías en las ofertas. En ese momento, se produce una sobreoferta y una sobrevaloración, que estancó el desarrollo inmobiliario y con ello, el auge constructivo.

Japón experimentó algo semejante en la década de los noventas, pero supo evadir astutamente los inconvenientes que padecieron recientemente los americanos. Durante la recesión económica de aquella época, los japoneses incentivaron también la construcción; pero su interés no se fijó en la vivienda, tal como ocurrió en Norteamérica. Los japoneses canalizaron sus actividades constructivas en bienes de infraestructura y edificios públicos. SI bien esto no fue lo que levantó a la economía japonesa de la recesión, sí fue un gran aporte para fortalecerla.

La pregunta que viene ahora es más que obvia: ¿qué se hace en el Ecuador para incentivar la construcción? La respuesta es triste: nada que realmente beneficie a todos. Los planes de vivienda social están preocupados precisamente en reducir sus gastos, cuando deberían considerar la opción de incrementarlos, sin perjudicar al comprador final. Ello podría resolverse retomando y perfeccionando los planes de vivienda colectiva. Otra oportunidad para desarrollar la construcción es agilitar los proyectos de infraestructura que requieren los municipios y prefecturas.

martes, enero 08, 2008

¡Un Buen Concurso para Comenzar el Año!

bush library

La revista web americana The Chronical of Higher Education ha publicado recientemente un concurso bastante original,  basado en hechos de la vida real.

Ya a un año de las elecciones presidenciales en los Estados Unidos,  el presidente George W. Bush ha asignado al arquitecto Robert A.M. Stern -Decano de la Facultad de Arquitectura de Yale,  la universidad donde Bush le aseguró a su papito que sí había estudiado- para diseñar lo que será la biblioteca federal que llevará su nombre,  tal como suele pasar con los ex-presidentes americanos.

Creo que no soy el único que encuentra medio contradictorio que el nombre de George W. Bush se vincule a algo tan poco usado por él, como lo es una biblioteca.  Quizás por eso es que "The Chronicle" invita a un concurso de ideas,  para que todos expresen y plasmen con humor y cinismo lo que sería la biblioteca que se merecería el próximo ex-presidente.  Las condiciones del concurso son sencillas.  Simplemente se debe hacer un sketch en el reverso de un sobre,  y enviarlo dentro de otro sobre (¿?) a la dirección de la revista.

Para más información sobre el evento, ingresen al link puesto al inicio del post.  El ganador recibirá un iPod Touch. No es mucho para ser un concurso de ideas de arquitectura, pero es una buena recompensa para una buena crítica política.

MI TOP 10 DEL 2007

Es el segundo año que publico mi "TOP 10" del año, y creo que este será el primer año en que lo publique completo.  Es una de las pocas ocasiones que plasmo cosas personales en este blog,  pero me sirve de alguna forma para revisar lo recientemente vivido yponer en la balanza lo bueno y lo malo de este año.  Demos comienzo a la cuenta:

 

10.-  La Cacería del Antonov.

 0607_230453

fue divertido ir con unos amigos al Terminal Terrestre, con el objetivo de filmar para Holcim el aterrizaje en Guayaquil del Antonov,  el avión más grande del mundo.  Fue como ver a una ballena metálica de la Guerra Fría bajar de entre las nubes. Muy divertido.

 

9.-  El Concierto de Soda

IMG00421

Por fin llegó el evento que estuve esperando desde que era un adolescente que se pasaba horas con los audífonos en las orejas, oyendo "Doble Vida" y "Canción Animal".  No sólo que se trató de un concierto espectacular;  además de ello, me sirvió para reflexionar sobre las diferencias entre adolescente huesudo y granuliento que babeaba soñando por aquel concierto,  y el viejo de 33 con papada que lo presenció.

 

8.-  Encuentro con los panas en enero.

cheese y goku en resaka

Los panas están ahí cuando algo especial está por pasar.  Pude contar con la visita de este par de desadaptados sociales,  a quienes con orgullo puedo definir como hermanos mios, justo a la víspera del nacimiento de mi hijo. Ante ello, sólo puedo expresar mi gratitud diciendo "Gracias, par de badeas!". Se los echa mucho de menos.

 

7.- Clases de Arte Contemporáneo.

macontemp_sala

Después de un semestre fuera del campus universitario,  resulta mentalmente refrescante volver a la Universidad a dar clases.  En especial cuando se trata de una materia tan nutriente para el espíritu del profesor de los alumnos, como lo son las clases de "Arte Contemporáneo" que dicto en la Facultad de Comunicación de la UEES.  AMo dar esa clase.  Espero que -como todo amor- pronto fecunde frutos. Los tendré al tanto de mi libro sobre la materia. Hasta entonces,  mi gratitud con mi Decána Mónica y con mi Director Manuel.  No sé si alguno de mis alumnos llegue a leer esto, pues no recuerdo haberles hablado de este blog. De todos modos, por mi parte, ¡gracias, chicos! Ojalá hayan aprendido de mi tanto como yo de ustedes.

 

6.-Las  Cartas de Alberto.

campo baeza

En este mundo del bloggeo,  uno no puede evitar  sentirse pequeño ante la inmensidad del mundo virtual que se confronta.  Sensación semejante deben haber tenido los náufragos al botar sus botellas con mensajes al mar.  Así mismo,  cuando uno de esos náufragos recibía respuesta a esos mensajes sometidos al capricho de las olas, la emoción debe haber sido enorme. Creo que fue algo así lo que sentí cuando encontré en mi e-mail una carta del arquitecto español Alberto Campo-Baeza,  mencionando que los caprichos del azar lo hicieron dar con mi página. Gracias por tus palabras de aliento, Maestro. No s animan a seguir en esta quijotada contra el mal gusto.

 

5- La Despedida de Gokú.

three amigos

Hay un monento de la vida en que uno puede metaforizar su vida con un comedia de T.V. por cable.  Tus amigos son personajes de esa comedia, junto a tí.  Esta metáfora es fácil, porque en esa étapa, tanto tú como esos amigos son felices, la pasan bien.  Sin embargo,  el tiempo pasa, y los miembros de la comedia poco a poco arman su vida,  cada cual por su cuenta cada cual por su lado.  Te empiezas a ver con tus panas con una frecuencia menor a la acostumbrada.  Aún así,  en cada uno de estos esporádicos encuentros,  es como si el tiempo no hubiera pasado;  a pesar de la aparición de las calvas,  de las libras de más, de las libras de menos.

new order!

La comedia se convierte entonces en un "especial", un reencuentro esporádico, fuera de la cotidianidad que se vivía antes.  Creo que esa es la mejor forma de describir lo ocurrido en el mes de mayo,  cuando regresé a Quito, a despedir a mi pana Gokú, quien se fue a vivir al Japón.

we used to this all the time

Nunca tantas estupideces fueron dichas en tal cantidad y a tal velocidad, ni nos habían causado tanta risa.

Definitivamente,  valió la pena el dolor de huesos a la mañana siguiente, luego de aquella farra que durara hasta las 8 de la mañana.

Será hasta el próximo especial, hermanos.

 

4.- Terminó el Terminal.

DSC01021

El proyecto al que me he dedicado completamente durante estos últimos dos años.  Creo que nunca dejará de sorprenderme cómo esa montaña de hormigón viejo y escombros se convirtió en un enorme Outlet con capacidad para 150 buses y 120.000 personas.  Como he dicho antes, esto ha sido como un Postgrado en Construcción para mí.  Ha sido también la oportunidad de conocer amigos nuevos, involucrados en el medio, que posiblemente nos volveremos a topar en los proyectos que depare el futuro.

inaguracion del terminal terrestre 029

Sorprendente. Lo hicimos.

 

3.-  El Milagro de Rodrigo.

rodri en ale's

Fiel al concepto post-moderno de este mundo actual carente de la antigua épica,  estoy convencido que en este mundo no existen los héroes tal como los imaginaban nuestros padres y abuelos.  ¿pero es acaso el nuestro un mundo sin épica? Creo que los actos heroicos están más en las cosas sencillas. En ocasiones,  respirar puede ser una verdadera lucha campal, y nadie lo nota.  En este espacio, rindo mi tributo y expreso mi afecto a Rodrigo Peña; suegro y amigo,  quien ha dado hasta la fecha un par de batallas ejemplares para todos.

 

2.-  Un año con la Peke.

P1011948

Como dijera alguna vez, mi "compañera de viaje, mi abrigo y mi reposo". 

 IMG00015

Hace un año, mi vida personal tuvo un giro radical. Un cambio al que muchos temen, y que muchos evaden.  En mi opinión, si ha sido un cambio dramático el que he tenido desde que dije "Sí, acepto",  pero gracias a tal giro de timón, puedo decir que las cosas que hago han adquirido mayor significado.

CUMPLE_JOHN_MARCIANOS

El tiempo me reafirma que si tuviese que vivirlo todo otra vez, no cambiaría nada.  Lo viviría tal como lo viví.

Besos, Pequeña.

 

1.-  Alejandro Llegó.

 

ALEJANDRO_CON_CAMISETA_DE_ECUADOR_Y_EL_PAPI

A comienzos del año pasado,  llegó a la casa un nuevo inquilino. Gordo, no tan patucho e increíblemente capaz de derretirnos a la Peke y a mí.  Por ello, optamos por no cobrarle el alquiler de la cuna, y nos desvivimos por contemplar sus hazañas y travesuras. P1011930

En el transcurso de este año, el pequeño Ale (alias el "Budha colorado") ha aprendido a sentarse, a gatear y a caminar.  Llama a comida antes que a sus padres. Muere por los carros y los aviones. Persigue a Vitruvio (el gato) para halarle el rabo y reparte sonrisas a quemarropa.

IMG00078

El tiempo pasa a una velocidad distinta cuando eres padre;  y te fijas en cosas que normalmente no serían dignas de tu atención.  Uno mira y se asombra a través de los ojos del hijo. Una experiencia que vale la pena.

Bienvenido, mi pequeño Budha Colorado.  Tus papás te agrecemos tu llegada.  

 

-0-

 

Ahora sí, desdiciendo a Gustavo Cerati, "me [quitaré] el uniforme de piel humana",  y vuelvo a ser el mismo iconoclasta combatiente del mal gusto, que no expresa mayor referencia de su vida personal.

¡Hasta el próximo TOP 10, en el 2009!

Loading...